49857267772_85b8c45549_k
20/06/2020

La suma de fallecidos por COVID-19 no cuadra 

El Ministerio de Salud ha sido fuertemente criticado por no transparentar los datos relacionados a los pacientes y fallecidos por coronavirus, así como las pruebas realizadas para detectar posibles casos. Actualmente hay dudas sobre las muertes, porque las cifras oficiales han disminuido e incrementado en tres semanas bajo la excusa de errores en el sistema y duplicidad de casos.

Texto: Sonny Figueroa
Foto: Presidencia
Centinela COVID-19 un proyecto de periodismo colaborativo y transfronterizo*

La desconfianza hacia el Ministerio de Salud por los datos de los fallecidos por covid-19 empezó en mayo, cuando negaron un reporte de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH) que denunció un incremento de muertes en el Hospital Roosevelt. Sumado a eso, días después, las autoridades de salud anunciaron que por una falla técnica en su sistema no registraron 38 muertes, identificadas tras un barrido en los hospitales nacionales, seguro social y centros privados.

Estas dudas se consolidaron cuando Manuel Sagastume, jefe de Epidemiologia, renunció a su puesto señalando falta de transparencia del ex ministro de Salud, Hugo Monroy, para revelar las cifras verdaderas de los fallecidos por coronavirus.  Este es un recuento cronológico de las fallas en los datos, ofrecidas por las diferentes instituciones que velan por la salud. 

28 de mayo: Discrepancia por muertos en el Hospital Roosevelt

Durante la tarde del 28 de mayo, la Defensoría de la Salud de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH) realizó una verificación en el Hospital Roosevelt, tras una denuncia realizada por médicos de este centro sobre el colapso de la morgue. En la inspección, determinaron que en cinco días (del 24 al 28 de mayo) fallecieron 38 personas en este hospital producto de coronavirus. De acuerdo con la Defensoría, solo el 28 de mayo murieron 19 personas por el virus.

“La situación es delicada a tal extremo las autoridades están realizando las gestiones para que puedan contratar un furgón frío para el manejo de los cadáveres de forma oportuna”, afirmó en un comunicado la PDH.

Posteriormente, durante la conferencia de prensa diaria para informar los datos sobre el virus, el ex Ministro de Salud, Hugo Monroy, dijo que ese día se registraron 12 muertes por Covid-19. Aseguró que, de ese total, tres correspondían al Hospital Roosevelt, 16 fallecidos menos en el hospital de los 19 anunciados por la PDH.

Sobre la variación de los datos, Monroy explicó que la incongruencia se debía a una falla en el sistema del hospital, del cual se percataron el 26 de mayo. “Quiero aclarar que no le estoy echando la culpa al Hospital Roosevelt, tan solo señalamos que fue un fallo de su sistema tecnológico, que ya se resolvió”, reiteró el ex ministro.

Al día siguiente, durante la mañana, el Procurador de los Derechos Humanos, Jordán Rodas, emitió un comunicado en el que rechazó lo señalado por Monroy y criticó el manejo de los datos sobre fallecidos, pacientes y pruebas de los afectados por el virus.

“Las declaraciones del ministro de Salud, negando los datos presentados por la PDH en referencia al inminente colapso del Hospital Roosevelt, y en general a la red hospitalaria, expresan que uno de los mayores problemas en el manejo de la pandemia de Covid-19 en Guatemala radica en la falta de datos. Esto ha generado desinformación, falta de claridad y transparencia en la información que presenta el ministro de salud”.

En la noche, el ex Ministerio de Salud presentó una tabla elaborada por el doctor Luis Chávez, Jefe del Departamento de Laboratorios Clínicos y Patología del Hospital Roosevelt, en el que detallaba que durante el 24 y 28 de mayo se registraron 20 muertes por coronavirus. 

El informe detallaba que el 28 de mayo hubo seis decesos por el virus, lo que reflejó que las cifras ofrecidas por el ministro Hugo Monroy un día antes no fueron correctas.

 

 

A consideración de la doctora e investigadora social, Karin Slowing, integrante de Laboratorio de Datos (un colectivo que transmite información sobre el Covid-19), no se puede culpar a la actual administración de los problemas en el sistema de traslado de información. Pero sí tiene responsabilidad porque durante los tres meses que lleva la pandemia no implementó un mecanismo para trasladar los datos. Slowing, quien fue directora de la Secretaría General de Planificación (Segeplan) durante el gobierno de Álvaro Colom,  enfatizó que históricamente las instituciones niegan la información y creen que les pertenece.

“El manejo de esas inconsistencias de datos ha sido muy malo. Si uno es ministro y tiene problemas en su sistema de información, tiene que hacer algo. Primero, nadie le responsabilidad al Doctor Monroy del desastre que encontró, porque es un desastre acumulado, el problema es que no ha hecho nada en tres meses para poder minimizar ese problema. El segundo problema es no aceptar y decir: miren, tenemos inconsistencias en los datos y está debilitado el departamento de epidemiología. Y tercero, hay una tendencia cultural en la institucionalidad pública guatemalteca en creer que los datos son solo de ellos y negar la información”.

Slowing reiteró que a nivel mundial los sistemas de información han colapsado por el registro de pruebas, pacientes y fallecidos por coronavirus. Explicó que después de que pasó el pico de la pandemia los países como España y Suecia están haciendo nuevos recuentos y se ha mostrado que hay más muertos de los que inicialmente se reportaron.

“El tema es que aquí (en Guatemala) no podemos garantizar que después de que pase el pico el Ministerio de Salud hará un recuento de los casos. En España se está haciendo, Suecia también lo está haciendo, pero acá no sabemos si harán un recuento (…) el problema es que no se hizo un sistema solo para atender lo relacionado al tema Covid”.

 

5 de junio: aparecen 38 fallecidos

El 5 de junio,  en el mensaje de la cadena nacional, el ex ministro de Salud, Hugo Monroy, anunció 20 muertes por coronavirus, llegando la cifra a 178. Pero posteriormente, en la conferencia de prensa que se ofrece con dos horas de diferencia, Monroy dijo que por fallas técnicas en el sistema no habían registrado 38 casos.

“Con la cifra que dije hoy de los fallecidos llegaríamos a 178. Pero, como les dijimos el día de ayer, íbamos a actualizar todo y, gracias a un barrido que se hizo desde esta semana, se recorrió departamento por departamento, se buscó toda la información a nivel nacional. Se habló con el IGSS y todos unificamos los datos exactos y por eso es la cifra de 216. Porque ya se integraron los fallecidos del IGSS y los fallecidos de los centros privados”.

El funcionario enfatizó que este problema en el registro fue por una falla técnica en el sistema del Ministerio de Salud.  “Se logró arreglar esto (…) logramos por fin actualizar el dato de fallecidos a nivel nacional incluyendo toda la red hospitalaria nacional, IGSS y centros privados, es por esto que este número de 216 es el dato real, el dato exacto”.

Minutos más tarde, la diputada por la bancada Semilla, Lucrecia Hernández Mack, compartió un documento oficial elaborado por el Departamento de Epidemiología del Ministerio de Salud que revelaba que, al viernes 5 de junio, el número de fallecidos era de 228, no 216 como anunció el Ministro Monroy.

La congresista dijo que el Departamento de Epidemiología se percató una semana atrás de que hospitales públicos y Áreas de Salud no notificaron correctamente de los decesos, por lo que hicieron consultas y revisiones para corregir las cifras. “Al parecer, el Ministro de Salud, Hugo Monroy, sabía de estas inconsistencias desde el 27 de mayo. Pero fue hasta el viernes 5, semana y media después, que declara públicamente que las cifras son otras”.

Jordán Rodas, Procurador de los Derechos Humanos, ha sido uno de los críticos sobre la forma en cómo el Ministerio de Salud ha atendido la emergencia. Esto por la baja ejecución del presupuesto para la contratación de doctores y personal, compra de equipamiento médico y equipo de seguridad. Pero también lo ha hecho por la forma en cómo se traslada la información de los pacientes y fallecidos.

Rodas reconoció que han existido avances en esa materia, pero que no son suficientes porque existe opacidad. Explicó que, ante las diferencias de datos, se crea la percepción en la población de que no se está dando información veraz. “El manejo de la información por parte del Gobierno no ha sido el más adecuado. La existencia del Covid en el mundo se dio a conocer a principios de año y se tuvo tiempo prudencial para prepararnos en todos sentidos y dar lineamientos claros en tema de información, no digamos en temas hospitalarios”.

12 de junio: 20 fallecidos no mencionados por Monroy

El 12 de junio volvió a suceder algo similar. Durante el mensaje en la cadena nacional el Ministro Monroy anunció que la cifra de fallecidos llegaba a 351, pero un informe oficial del Departamento de Epidemiología revelaba que la cifra real era de 371. Ese documento fue enviado por la diputada Hernández Mack quien dijo que es urgente que el Ministerio transparente la información.

“Es preocupante este tema porque si ni siquiera podemos contar las personas que han fallecido por coronavirus y tener datos consistentes desde la misma institución de salud, lo que significa es que hay un problema de registro y subregistro”, dijo la congresista en una entrevista posterior.

Al día siguiente, se hizo pública la renuncia del Jefe del Departamento de Epidemiología, Manuel Sagastume quien decidió dejar el cargo porque la institución ignoró su recomendación de hacer públicos los datos reales de fallecidos por coronavirus. “Al no existir una respuesta ante mi reiterada recomendación sobre la oficialización y difusión de los datos reales de mortalidad por Covid-19, le manifiesto que mis principios y valores ya no me permiten continuar”, dice la carta que envió Sagastume al ministro, Hugo Monroy.

Luego de que se conociera que el Ministerio ocultó 20 casos que sí fueron reportados por Manuel Sagastume, durante la cadena nacional del martes 16 de junio el ingeniero Gerardo Santéliz, asesor del Ministerio de Salud en tecnología e información dijo que las cifras compartidas eran erróneas y que se duplicaron fallecidos.

“En los últimos días se ha generado desinformación con respecto a los datos de coronavirus en el país. El Ministerio de Salud Pública y Asistencia social es el ente rector de la información durante en esta pandemia covid-19. Hemos logrado identificar duplicación de datos de 20 personas fallecidas e incluso, estos casos tienen un triple registro en algunas situaciones, por lo que toda aquella información en esta emergencia que no sea informada, refrendada por el despacho ministerial carece de las calidades de oficial”, explicó Santéliz.

El 18 de mayo la organización Acción Ciudadana, rama de Transparencia Internacional en Guatemala, presentó en el Ministerio Público (MP) una denuncia en contra de las autoridades del Ministerio de Salud por el delito de retención de información porque la cartera se rehúsa a dar datos relacionados a la emergencia como: personas contagiadas y en cuarentena con detalle por municipios, número de personas infectadas que ingresaron del extranjero, los casos considerados como comunitarios, entre otros datos.

Esta denuncia fue ampliada el 16 de junio por el presidente de Acción Ciudadana, Eddie Cux. Este , quien dijo que es importante que el Ministerio aclare el tema de los fallecidos y que las declaraciones de Santéliz,con lo dicho elpor asesor del ministro en temas tecnológicos, demostrabanuestra que desde un inicio hubo problemas en el registro de los fallecidos y que no lo reconocidoeron.

“El hecho que haya una discrepancia de los datos demuestra que hay un desorden total. Lo que se espera es que las autoridades publiquen los datos en un sitio web desagregados por municipios, que aparezcan el dato de las pruebas y sobre que se aclare el tema de los fallecidos. Ellos mismos han demostrado que han tenido fallas y que hay un desfase en el número de fallecidos. No hay una buena gestión en el Ministerio y ya es hora que el presidente remueva a las autoridades de salud”.

 

Recientemente la Comisión de Salud del Congreso de la República solicitó al presidente Alejandro Giammattei que remueva al titular de la cartera, Hugo Monroy por los problemas en la baja ejecución. Al ser consultado el presidente de esta comisión, el diputado Nery Mazariegos, sobre las discrepancias en las cifras de fallecidos respondió que debe investigarse si los datos que se dan son verídicos o los manipulan.

“No están trasladando los datos con veracidad. Si epidemiología envía datos, definitivamente estos son los datos reales, no están mintiendo. Hay que verificar si en verdad son problemas en el equipo de cómputo o no quisieron dar el dato real a la población. A la población hay que decirle la verdad, no debe esconderse u ocultarse la información”.

Tras la denuncia presentada por Acción Ciudadana el Ministerio de Salud hizo público un comunicado en el que afirma que ha cumplido y seguirá cumpliendo con el derecho humano de libre acceso a la información y reitera su compromiso de generar y publicar información veraz y objetiva, sin embargo, por más de 15 días se ha solicitado información de los 38 fallecidos que fueron agregados al conteo después del error técnico de Salud.

 

cuadrado1
Centinela Covid-19 es un proyecto de periodismo colaborativo y transfronterizo sobre la respuesta al Covid-19 en América Latina, del Centro Latinoamericano de Investigación Periodística (CLIP), Chequeado (Argentina), El Deber (Bolivia), Agência Pública (Brasil), El Espectador y La Liga contra el Silencio (Colombia), La Voz de Guanacaste (Costa Rica), Ciper (Chile), GK (Ecuador), El Faro (El Salvador), No-Ficción (Guatemala), Quinto Elemento Lab (México), El Surtidor (Paraguay), IDL-Reporteros (Perú) y Univision Noticias (Estados Unidos), con el apoyo de Oxfam y el Pulitzer Center on Crisis Reporting.

Comienza a seguirnos en nuestras redes sociales

©2018 NO-FICCIÓN                      Todos los derechos reservados

©2018 NO-FICCIÓN                Todos los derechos reservados

©2018 NO-FICCIÓN

Todos los derechos reservados

©2018 NO-FICCIÓN                     

Todos los derechos reservados


6a. Av. 9-62 , zona 1, Edificio París Plaza. Oficina #34  

Teléfono: 2238-1872

  redaccion@no-ficcion.com

redaccion@no-ficcion.com

redaccion@no-ficcion.com

Diseñado por BAIOLUX Labs

Diseñado por

BAIOLUX Labs

03Artboard 28